Política
Rompió el silencio

Mauricio Macri y su fuerte crítica al Gobierno "Violentan la Constitución"

El ex mandatario critica duramente a la gestión de Alberto Fernández, a la que califica como "gobierno personalista", "clientelista" e "inoperante". Además, acusa al primer mandatario de buscar "el control social", de querer "nivelar para abajo" y de atentar "contra las bases éticas y económicas de la sociedad".

"Rompo el silencio para compartir con ustedes mi inquietud sobre la dolorosa y delicada circunstancia que atraviesa la República Argentina", dice Mauricio Macri en el documento en el que acusa a las "autoridades al frente del Poder Ejecutivo Nacional" de estar "desplegando una serie de medidas que consisten en el ataque sistemático y permanente a nuestra Constitución".

"Para poder gobernar sin límites, violentan la Ley Fundamental de la Nación", acusa Macri, para quien "el rumbo que ha tomado el país deja al descubierto la intención del Gobierno de establecer un Nuevo Contrato Social en la Argentina con principios dominantes inéditos". Esos principios inéditos son: la vulneración del "equilibrio de los poderes del Estado", porque "no se respetan los reglamentos de las cámaras del Congreso Nacional"; la pretensión de "condicionar al Poder Judicial con una reforma"; y el debilitamiento de "los organismos de control existentes en la órbita del Estado".

"Retrocede el federalismo en la Argentina -denuncia el ex presidente-, porque el oficialismo condiciona a los gobernadores de las provincias cualquiera sea su signo político y los extorsiona con el envío de los fondos necesarios (...), lo que fue coronado con la reciente e indignante presión al Jefe de Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires". 

"la seguridad jurídica desfallece ante un poder que atrasa y que solo cree en modelos arcaicos, prescindiendo de todas las oportunidades para el crecimiento y el desarrollo de nuestro país que están donde habitan las grandes naciones del mundo". "Cede el respeto a nuestras libertades individuales", sigue diciendo, porque "la libertad de expresión es una institución democrática peligrosa para un gobierno personalista".

El ex presidente también cuestiona duramente las medidas tomadas por el Gobierno nacional en el marco de la pandemia: "Se utilizan las restricciones sanitarias para impedir la libre circulación de las personas".